Aconcagua, desafío por la vida

12 días de montaña, llegar a la cima del Aconcagua con el mensaje solidario era la finalidad de la expedición, y era mi objetivo (o propósito o meta) por lo cual mi mochila iba muy llenita cargada con la mayor de las ilusiones, llegar a la cumbre con la banderita del centro de Hemoterapia de Salta. 
Una banderita con su pequeña historia[FV1] , que resultó uno de los mejores regalos que me podrían haber hecho en esta vida, en ella se podía sentir el esfuerzo con el cual fue hecha a mano y pintadita letra por letra, era la bandera de Vane, voluntaria del centro que me contagió con su gran corazón, siempre pensando en ayudar a los demás. Aplaudo a Vanesa Delgado, Karina Britos y Anne Janet por su verdadero y sentido compromiso con el mensaje de la “Donación de Sangre”, que lleva consigo el mensaje de la solidaridad.

Sin dudas la montaña entendió el mensaje y nos abrió su camino como nunca antes lo había sentido en un alta montaña.

Y ahora habrá que llevar el mensaje más alto aun 

Mis agradecimientos a Leandro Hernandez por confiar en mi, a mis amigos de montaña y a mi familia.

Comentarios